Bonificaciones en el Impuesto de Sociedades

La Agencia Tributaria Española (AEAT) nos expone de forma breve las Bonificaciones en el Impuesto de Sociedades.

Bonificaciones en el Impuesto de Sociedades

Las bonificaciones tienen una naturaleza diferente a la de las deducciones para evitar la doble imposición internacional, ya que, si bien estas últimas pretenden un objetivo claro de técnica impositiva, evitar la doble imposición internacional, las bonificaciones pretenden incentivar determinados comportamientos económicos.

Las bonificaciones suponen una minoración de la cuota íntegra consistente en aplicar un porcentaje sobre la misma derivada de las rentas bonificadas. En caso de insuficiencia de cuota íntegra, la bonificación no se podrá trasladar a ejercicios futuros perdiéndose, por tanto, el derecho a la bonificación generada.

Las bonificaciones aplicables son las siguientes:

  • Bonificación por rentas obtenidas en Ceuta o Melilla. Se aplica una bonificación del 50 % sobre la parte de la cuota íntegra que corresponda a rentas obtenidas en Ceuta o Melilla por entidades que operen efectiva y materialmente en dichos territorios (art. 33 de la LIS).
  • Bonificación por prestación de servicios públicos locales. Se aplica una bonificación del 99 % sobre la parte de la cuota íntegra que corresponda a las rentas derivadas de la prestación de determinados servicios públicos locales (art. 34 de la LIS).

Enlace | Bonificaciones en el Impuesto de Sociedades

Libertad de Amortización para Inversiones Generadoras de Empleo

La Agencia Tributaria Española (AEAT) nos expone de forma breve la Libertad de Amortización para Inversiones Generadoras de Empleo.

Libertad de Amortización para Inversiones Generadoras de Empleo

Los elementos nuevos del inmovilizado material y de las inversiones inmobiliarias, afectos a actividades económicas, puestos a disposición del contribuyente en el periodo impositivo en que se cumplan las condiciones del artículo 101 de la LEY DEL IMPUESTO DE SOCIEDADES (LIS)para considerar a una entidad como de reducida dimensión, podrán ser amortizados libremente siempre y cuando, durante los 24 meses siguientes a la fecha del inicio del periodo impositivo en que los bienes adquiridos entren en funcionamiento, la plantilla media total de la compañía se incremente respecto de la plantilla media de los 12 meses anteriores, y dicho incremento se mantenga durante un periodo adicional de otros 24 meses. La cuantía de la inversión que podrá beneficiarse del régimen de libertad de amortización será la que resulte de multiplicar la cifra de 120.000 euros por el referido incremento calculado con dos decimales (art. 102 de la Ley del Impuesto de Sociedades (LIS)).

Enlace | Libertad de Amortización para Inversiones Generadoras de Empleo

Retenciones e Ingresos a Cuenta en el Impuesto de Sociedades

La Agencia Tributaria Española (AEAT) nos expone brevemente las Retenciones e Ingresos a Cuenta en el Impuesto de Sociedades.

Retenciones e Ingresos a Cuenta en el Impuesto de Sociedades

La retención o ingreso a cuenta es una obligación legal que nace a cargo de quien abona rentas sujetas al IS. Entre otras, son rentas sujetas a dicha obligación las siguientes:

  • Las rentas derivadas de la participación en fondos propios de cualquier tipo de entidad, de la cesión a terceros de capitales propios y las restantes rentas comprendidas en el artículo 25 de la Ley 35/2006, del IRPF.
  • Los premios derivados de la participación en juegos, concursos, rifas o combinaciones aleatorias, estén o no vinculados a la oferta, promoción o venta de determinados bienes, productos o servicios.
  • Las contraprestaciones obtenidas como consecuencia de la atribución de cargos de administrador o consejero en otras sociedades.
  • Las rentas procedentes de la cesión del derecho a la explotación de la imagen o del consentimiento o autorización para su utilización, aun cuando constituyan ingresos derivados de explotaciones económicas.
  • Las rentas procedentes del arrendamiento o subarrendamiento de inmuebles urbanos, aun cuando constituyan ingresos derivados de explotaciones económicas.

Las entidades sujetas al IS(Impuesto de Sociedades) van a estar frecuentemente obligadas a retener o ingresar a cuenta al incluir la Ley del Impuesto de Sociedades (LIS) entre los sujetos obligados a retener a las entidades, incluidas las comunidades de bienes, que satisfagan o abonen rentas sujetas al impuesto.

La obligación principal del retenedor es la de ingresar las cantidades retenidas o que se hubieran debido retener, con independencia de que se haya practicado o no la retención. Pero, además del ingreso, los contribuyentes tienen una serie de obligaciones accesorias, como la de presentar una declaración de las cantidades retenidas, en el plazo, forma y lugar que se determinen al efecto.

Con carácter general, el porcentaje de retención o ingreso a cuenta para 2016 es el 19 %.

Enlace | Retenciones e Ingresos a Cuenta en el Impuesto de Sociedades

Deducción por Actividades de Investigación y Desarrollo e Innovación Tecnológica

La Agencia Tributaria Española (AEAT) nos expone de forma breve la Deducción por Actividades de Investigación y Desarrollo e Innovación Tecnológica.

Deducción por Actividades de Investigación y Desarrollo e Innovación Tecnológica

Dentro de esta deducción que podemos aplicarnos en el impuesto sobre sociedades (IS), cabe  distinguir dos tipos de actividades: investigación y desarrollo (I+D) e innovación tecnológica. El conjunto de estas actividades viene a denominarse actividades I+D+I, y se definen en el artículo 35 del TRLIS.

Para la aplicación de estas deducciones se requiere que los gastos de I+D o de innovación tecnológica, que a efectos fiscales son aquellos que tienen también la consideración de gastos desde un punto de vista contable, estén directamente relacionados con dichas actividades y se apliquen efectivamente a la realización de éstas, y se refieran a proyectos individualmente especificados.

Por otra parte, en los supuestos en los que existieran subvenciones destinadas al desarrollo de este tipo de actividades, el TRLIS establece que la base de la deducción habrá de minorarse en el 65% de las mismas cuando hubieran sido imputadas como ingreso en el periodo impositivo.

Para los periodos impositivos que se inicien a partir del 1 de enero de 2007, el porcentaje aplicable se multiplicará por el coeficiente 0,92, y a partir del 1 de enero de 2008, por el coeficiente 0,85.

Actividades de I+D. La base de la deducción estará constituida por el importe de los gastos de I+D y por las inversiones en elementos del inmovilizado material e intangible excluidos los inmuebles y terrenos.

Con carácter general, el porcentaje de deducción será el 30% de los gastos efectuados en el periodo impositivo por este concepto. No obstante, si los gastos fuesen superiores a la media de los efectuados en los dos años anteriores, se aplicará el 30% hasta dicha media y el 50% sobre los gastos que excedan de esa media.

Con independencia de estos porcentajes de deducción podrá practicarse otra deducción adicional del 20% sobre los gastos del personal de la entidad correspondientes a investigadores cualificados adscritos en exclusiva a actividades de I+D.

Además, será aplicable una deducción del 10% de las inversiones en elementos de inmovilizado material e intangible, excluidos los inmuebles y terrenos, siempre y cuando se encuentren afectos de forma exclusiva a las actividades de investigación y desarrollo.

Enlace | Deducción por Actividades de Investigación y Desarrollo e Innovación Tecnológica

 

Novedades en la Compensación de Bases Imponibles Negativas

La Agencia Tributaria Española (AEAT) nos expone de forma breve las Novedades en la Compensación de Bases Imponibles Negativas.

Novedades en la Compensación de Bases Imponibles Negativas

Se elimina el límite temporal para compensar las bases negativas. Sin embargo se limita al 70% de la base imponible la posibilidad de reducirla con las bases negativas (salvo empresas de reciente creación en los tres primeros ejercicios).

Como medida para combatir el fraude fiscal, se limita la adquisición de sociedades con bases negativas a cumplir una serie de requisitos encaminados a determinar que la sociedad realmente está ejerciendo una actividad económica.

Enlace | Novedades en la Compensación de Bases Imponibles Negativas 

 

Corrección de la Inflación en la Transmisión de Elementos Patrimoniales: Corrección Monetaria de las Rentas Positivas procedentes de la Transmisión de Inmuebles

La Agencia Tributaria Española (AEAT) nos expone brevemente la Corrección de la Inflación en la Transmisión de Elementos Patrimoniales: Corrección Monetaria de las Rentas Positivas procedentes de la Transmisión de Inmuebles.

Corrección de la Inflación en la Transmisión de Elementos Patrimoniales: Corrección Monetaria de las Rentas Positivas procedentes de la Transmisión de Inmuebles

El Texto Refundido de la Ley del Impuesto de Sociedades (TRLIS), en su artículo 15.9, prevé la existencia de correcciones monetarias en las rentas obtenidas como consecuencia de la enajenación de elementos patrimoniales del activo fijo o de estos elementos que hayan sido calificados como activos no corrientes mantenidos para la venta, que tengan la naturaleza de bienes inmuebles. Esta corrección tiene por objeto reducir las plusvalías generadas en la parte que es debida a la inflación acumulada. Las notas características de esta corrección son:

  1. Sólo afecta a los bienes inmuebles.
  2. Se aplica a las rentas generadas en la transmisión de los elementos citados sin que el TRLIS excluya ninguna forma de transmisión, es decir, la enajenación puede ser onerosa (con contraprestación dineraria o no, es decir, se incluyen las permutas) o lucrativa.
  3. Sólo se tiene en cuenta para la imputación a la base de rentas positivas, esto es:
    • Se requiere que la renta previa generada sea positiva para proceder a calcular la parte correspondiente a la depreciación monetaria.
    • La corrección monetaria no podrá ser superior al importe de la renta previa positiva, es decir, no cabe determinar una renta negativa por este sistema

Enlace | Corrección de la Inflación en la Transmisión de Elementos Patrimoniales: Corrección Monetaria de las Rentas Positivas procedentes de la Transmisión de Inmuebles

Gastos no Deducibles en el Impuesto de Sociedades

La Agencia Tributaria Española (AEAT) nos expone de forma breve los Gastos no Deducibles en el Impuesto de Sociedades.

Gastos no Deducibles en el Impuesto de Sociedades

No son deducibles los siguientes gastos en el impuesto de sociedades :

 

  • Dividendos y otras formas de retribución a los socios por su participación en el capital social.
  • El gasto delImpuesto a las Sociedades.
  • Lasmultas y sanciones penales y administrativas, el recargo de apremio y el recargo por presentación fuera de plazo de declaraciones, liquidaciones y autoliquidaciones.
  • Lasamortizaciones y provisiones que excedan de los límites y supuestos señalados en la norma
  • Laspérdidas en el juego.
  • Los gastos por servicios prestados desdeparaísos fiscales o pagados a través de personas o entidades allí residentes, salvo que el sujeto pasivo pruebe que el gasto devengado corresponde a una operación o transacción efectivamente realizada.
  • Lasdotaciones a provisiones o fondos internos para dar cobertura de contingencias idénticas o análogas a las que son objeto del Texto Refundido de la Ley de Regulación de los Planes y Fondos de Pensiones.
  • Losdonativos y liberalidades, con excepción de los siguientes:
    • Los de relaciones públicas con clientes y proveedores con un límite sobre la facturación.

 

Enlace | Gastos no Deducibles en el Impuesto de Sociedades

Obligación de Presentar el Impuesto de Sociedades

La Agencia Tributaria Española (AEAT) nos expone brevemente la Obligación de Presentar el Impuesto de Sociedades.

Obligación de Presentar el Impuesto de Sociedades

No siempre estamos obligados a presentar el Impuesto de Sociedades, ello va a depender del tipo de entidad que seamos y del tipo de ingresos que obtengamos.

En el supuesto de que seamos una asociación no declarada de utilidad pública, no estaremos obligados a presentar la declaración del Impuesto sobre Sociedades si cumplimos los tres requisitos siguientes:

1.     La totalidad de los ingresos de la entidad (sean exentos o no exentos) no debe superar la cifra de 100.000,00 euros.

2.     Todos los ingresos no exentos que estén sujetos a retención (fundamentalmente, los intereses que paga el banco por el dinero que tengamos en la cuenta) no deben de superar los 2.000,00 euros.

3.     Todas las rentas no exentas deben estar sujetas a retención.

Para la gran mayoría de entidades los dos primeros requisitos no suponen ningún problema, pero a la hora de cumplir el tercero la cosa cambia; el supuesto más frecuente de ingreso no exento no sujeto a retención es el derivado de una actividad económica, ya que, cuando obtenemos un ingreso por vender algo o por prestar un servicio, el comprador no retiene una parte del precio para ingresarlo en Hacienda.

Así pues, todas las Asociaciones y Fundaciones son sujetos pasivos del Impuesto de Sociedades, pero no todas estarán obligadas a presentar la declaración

En base a los requisitos expuestos, podemos comentar algunas situaciones concretas:

a) Sólo tenemos cuotas de socios y subvenciones, que suponen un total de 120.000 euros. Estamos obligados a presentar la declaración del Impuesto sobre Sociedades, aunque, como todos los ingresos están exentos, la cuota será cero y no tendremos que pagar nada. En esta situación el problema económico puede plantearse si no presentamos el modelo correspondiente dentro del plazo establecido, ya que en ese caso estaremos cometiendo una infracción por no presentar la declaración del impuesto estando obligado a ello, lo cual  conlleva una sanción económica.

b) Tengo cuotas de socios por 1.000 euros, intereses de banco por 20 euros y subvenciones por 3.000 euros. En este caso no hay obligación de presentar declaración por el Impuesto sobre Sociedades.

c) El mismo caso anterior pero, además hemos organizado unos talleres formativos por los que cobramos una cuota de inscripción de 50 euros por asistente. En este supuesto tendremos que presentar la declaración del impuesto ya que hemos obtenido rentas procedentes de una actividad económica (taller formativo) que está no exenta y no sujeta a retención. En función del resultado de dicha actividad económica tendremos que agar cuota del impuesto o no.

Enlace | Obligación de Presentar el Impuesto de Sociedades

Presentación del Impuesto de Sociedades

La Agencia Tributaria Española (AEAT) nos expone brevemente la Presentación del Impuesto de Sociedades.

Presentación del Impuesto de Sociedades

La declaración del Impuesto sobre Sociedades se presenta, normalmente, mediante el modelo 201, en el plazo de los 25 días siguientes a los seis meses posteriores al cierre del ejercicio económico.

Una vez más, resulta importante saber cuándo se cierra nuestro ejercicio económico (recordamos que consta en los estatutos) ya que no es obligatoriamente al final del año natural.

En el supuesto más frecuente de cierre el 31 de diciembre, tenemos hasta el 30 de junio (seis meses) para aprobar las cuentas anuales en Asamblea Ordinaria de Socios, y 25 días más, es decir, del 1 al 25 de julio, para presentar la declaración del Impuesto sobre Sociedades.

En cambio, si nuestro ejercicio económico se cierra el 30 de septiembre, las cuentas anuales deberán estar aprobadas el 30 de marzo y la declaración del Impuesto sobre Sociedades se presentará del 1 al 25 de abril.

Enlace | Presentación del Impuesto de Sociedades

Entidades sin Fines Lucrativos en el Impuesto de Sociedades

La Agencia Tributaria Española (AEAT) nos expone de forma breve las Entidades sin Fines Lucrativos en el Impuesto de Sociedades.

Entidades sin Fines Lucrativos en el Impuesto de Sociedades

Se consideran entidades sin fines lucrativos las relacionadas a continuación, siempre que cumplan los requisitos establecidos en el artículo 3 de la citada Ley:
-las fundaciones.
-las asociaciones declaradas de utilidad pública.
-las organizaciones no gubernamentales de desarrollo a que se refiere la Ley 23/1998, de 7 de julio, de Cooperación Internacional para el Desarrollo, siempre que tengan alguna de las formas jurídicas a que se refieren los párrafos anteriores.
– las delegaciones de fundaciones extranjeras inscritas en el Registro de fundaciones.
-las federaciones deportivas territoriales de ámbito autonómico integradas en aquéllas, el Comité Olímpico Español y el Comité Paralímpico Español.
– las federaciones y asociaciones de las entidades sin fines lucrativos a que se refieren los párrafos anteriores.

Enlace | Entidades sin Fines Lucrativos en el Impuesto de Sociedades